Jesús Marcos Giacomán

0 539

Don Jesús Marcos Giacomán, Fundador y Presidente de la cadena departamental HEMSA, recibió el Galardón Empresarial que entrega la organización Formando Emprendedores, A.B.P., la cual tiene como misión inspirar y preparar a niños, niñas y jóvenes para convertirse en ciudadanos participativos, emprendedores, para que tengan éxito en una economía global.

Don Jesús recibe esta distinción por ser un empresario comprometido con México y un modelo a seguir en su labor de emprendimiento.

SEMBLANZA

El 10 de noviembre de 1967, el mismo año de la gran nevada que pintó de blanco a la ciudad de Monterrey, Nuevo León, y en tiempos en los que se gestaban grandes cambios sociales a nivel nacional y mundial, el joven Jesús Marcos Giacomán decide emprender, con un pequeño préstamo bancario, un modesto negocio de hilos y estambres en el centro de esta ciudad. Tres empleados, ese fue el invaluable personal con el que inauguró su primera tienda.

Los primeros años marcaron el ritmo de trabajo duro que se ha mantenido durante toda la historia de la empresa, y que ayudó a sortear los múltiples obstáculos que se presentaron en el camino; uno de ellos, al poco tiempo de empezar, fue la búsqueda de un nuevo local que se ajustara a los recursos económicos con los que se disponía en ese momento.

Los clientes, contentos con el servicio, la variedad y los precios bajos, continuaron fieles, durante la ampliación de la tienda, en las calles Juárez y 5 de Mayo, en el corazón de Monterrey, donde Jesús Marcos Giacomán construyó y abrió al público las nuevas instalaciones, con el nombre de HEMSA (Hilos y Estambres de Monterrey).

En 1972, los padres de Jesús Marcos Giacomán, Don Juan J. Marcos y Doña Alicia Giacomán de Marcos, se incorporaron al negocio, aportándole la experiencia necesaria que fue decisiva para su crecimiento.

Gracias al arduo trabajo, y al apoyo de sus hermanos, Juan Guadalupe, María Cristina, Cecilia, Gloria y George Mubarak, HEMSA se consolidó como la más grande y surtida mercería de Monterrey.

El siguiente reto para la empresa fue superar y destacarse de la competencia. Gracias a la visión de Jesús Marcos, y con el objetivo en mente de complacer a la clientela, en 1979 se amplió la oferta de artículos con el departamento de perfumería. Unos años después, sumó con éxito el área de juguetería.

Año tras año se fueron creando nuevos departamentos, tales como ropa para toda la familia, hogar y papelería. La gran oferta de útiles escolares fue lo que la convirtió en primer lugar de ventas escolares en la ciudad, ganándose la confianza de sus clientes. Tanto así que a la fecha se realizan con éxito ferias escolares en Cintermex.

HEMSA pasa, de ser una mercería, a una gran tienda departamental, consolidándose en la preferencia de las familias regiomontanas.

En 1994 abre su primera sucursal con 450 m2 en San Nicolás de los Garza, Nuevo León y, apenas un año después, la segunda sucursal. Así inicia una imparable expansión, hasta llegar a contar al día de hoy con 25 sucursales en Monterrey y dos en Saltillo, Coahuila. Además de un centro de distribución.

La incorporación de los hijos de Don Jesús Marcos Giacomán a HEMSA fue detonante para la empresa, aportaron ideas innovadoras y un impulso de crecimiento que se reflejó en la construcción de sucursales más grandes y confortables para los clientes.

En 1994 se incorpora Juan Marcos Padilla, quien impulsó nuevas estrategias de desarrollo que se reflejaron en un sólido crecimiento para la empresa.

En el año 2005 se une al equipo directivo Ricardo Marcos, quien apoyó a su padre y hermano en el trabajo diario, sumando esfuerzos para que HEMSA siguiera su crecimiento, con un mejor catálogo de productos e innovaciones en diferentes categorías, empezando una nueva era que colocó a HEMSA como una empresa sobresaliente en el sector comercio.

De empezar con un modesto local de 160 m2 ha llegado a ofrecer cómodas sucursales de hasta 2000 m2. Su crecimiento ha motivado a colaboradores y proveedores a renovarse y superarse.

HEMSA tiene un gran apego a la sociedad y a los clientes; su motor, son los hogares regiomontanos, quienes con cariño la adoptaron como “La tienda del borreguito”.

La cadena genera más de mil 800 empleos directos y arriba de 10 mil indirectos, contribuyendo al desarrollo económico del estado de Nuevo León. HEMSA ha logrado consolidarse como un ícono del comercio en Monterrey.

El trabajo, la honestidad, el servicio y la perseverancia con que se desempeña cada colaborador es el ejemplo que actualmente distingue a su Fundador y Presidente, Don Jesús Marcos Giacomán.